martes, 11 de marzo de 2008

Aborto ¿Que puede provocarlo?



Sabemos que es muy duro pero, si has sufrido un aborto, tienes que reponerte cuanto antes. Tranquila, no es el fin del mundo, existen muchas posibilidades de que vuelvas a quedarte embarazada. Si te animas a continuar leyendo, conocerás las posibles causas que producen un aborto y qué puedes hacer para que tu próximo embarazo se desarrolle felizmente.



¿Qué es el aborto?

El aborto es la expulsión, de forma espontánea o provocada, del contenido del útero antes de la semana 24 de gestación. Si la pérdida se produce después de estas fechas, hablamos ya de un parto prematuro.

¿Qué puede causar un aborto?

Las causas que suelen llevar a la pérdida del feto son múltiples y variadas, pero podemos catalogarlas en seis grupos:

* Problemas genéticos: la mayoría de las interrupciones del embarazo se deben a alteraciones genéticas y hormonales que se producen en el embrión. Esto hace que la propia naturaleza del cuerpo lo expulse porque no está en condiciones de desarrollarse normalmente.
* Infecciones: otro grupo de causas son las provocadas por algún tipo de infección que puede sufrir la madre. Las anomalías que aparecen pueden alterar el correcto desarrollo del embrión y como consecuencia se llega al aborto.
* Enfermedades maternas: en muchos casos, enfermedades como la diabetes, la hipertensión, los trastornos nerviosos, los que afectan al riñón y ciertos problemas inmunológicos, (aquellos que afectan y disminuyen la capacidad de reacción de nuestras defensas) son los culpables de la interrupción del embarazo.
* Malformaciones: Los problemas de malformación de la matriz también constituyen una de las causas principales que llevan a la pérdida del bebé que se espera.
* Medicamentos: la ingestión de ciertos medicamentos puede afectar de forma muy grave el desarrollo del óvulo y llevar de forma irreparable a su pérdida.
* Causas desconocidas: de un grupo nada despreciable de causas, un tercio, no se conoce los factores que causan el aborto.

Seguir adelante e intentarlo de nuevo

En la mayoría de casos, un segundo embarazo después de un aborto tiene más de un noventa por ciento de posibilidades de desarrollarse sin ningún problema. Pero has de tener en cuenta una serie de puntos para que el desenlace sea feliz:

* Después de un aborto es muy importante eliminar del útero cualquier resto del feto que haya quedado en tu interior, es lo que comúnmente llamamos raspado. De esta forma disminuirá el riesgo de infecciones y hemorragias que posteriormente puedas sufrir.
* Es recomendable que esperes de cuatro a seis meses antes de quedar de nuevo en estado, es el periodo de tiempo que tu cuerpo necesita para restablecerse. En todo caso, consúltalo con tu ginecólogo, ya que según la causa que te haya llevado al aborto, el tiempo de espera puede variar.
* También es muy importante que realices un seguimiento del nuevo embarazo a través de visitas continuas a tu ginecólogo y ecografías. No dejes pasar ninguna anomalía que detectes.
* Has de ir con mucho cuidado a la hora de tomar medicamentos. Nunca, bajo ningún concepto, te automediques. Si te encuentras mal durante el embarazo, acude enseguida a tu médico de cabecera para que te examine rigurosamente antes de tratarte.

Adelante, inténtalo de nuevo, es la mejor forma de conseguir una rápida recuperación tanto para ti como para tu pareja.

Desde | http://www.feminaactual.com

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás