domingo, 5 de julio de 2009

El verano altera los hábitos de alimentación de los más 'peques'


Los horarios se trastocan, las comidas son más desordenadas y los padres muchas veces por no discutir hacen demasiadas concesiones a los más pequeños. Para que las vacaciones no les pasen factura aquí van algunos consejos.

En verano se pierden las rutinas, los horarios y hay más concesión a los caprichos, a que coman lo que quieran. Crece el consumo de bebidas refrescantes azucaradas, abusar no es bueno.

Entre los consejos, hacer platos atractivos y frescos, afilar el ingenio. Las brochetas de fruta, la horchata rica en hierro y minerales o los batidos naturales son una buena opción. Sin olvidar la carne sobre todo blanca y el pescado.

Se trata de crear buenos hábitos para que la comida sana sea un plato de gusto.

Desde | Antena 3

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás