martes, 19 de enero de 2010

Cuánto dura un parto normal?


Ésta es una pregunta imposible de responder. En general, las madres calculan el parto a partir del momento en que sienten la primera contracción o rompen aguas (rompen la fuente o la bolsa). Sin embargo, las comadronas y los médicos calculan la duración del parto a partir del momento en que el cuello uterino tiene una dilatación de tres o cuatro centímetros. A esto se lo considera el principio de la "fase activa" del trabajo de parto. No obstante, para entonces es posible que hayas estado sintiendo contracciones bastante dolorosas durante algunas horas. Quizás incluso hayas pasado despierta toda la noche. ¡Si es así, para ti el parto ya habrá entrado en la fase "activa" desde hace mucho!

En general, los primeros bebés se toman su tiempo. A partir de los tres centímetros, pueden pasar entre ocho y 15 horas aproximadamente hasta que nace el bebé. Las mujeres que ya han dado a luz antes, a menudo tienen partos más cortos que las que dan a luz por primera vez, pero cada caso individual varía.

No es necesariamente mejor para ti o para tu bebé que el parto sea rápido. De hecho, los partos muy rápidos pueden ser física y emocionalmente agotadores. Sin embargo, el parto a veces es tan lento que existe un verdadero riesgo de que la madre y el bebé queden exhaustos. Si estás en la fase activa del parto y el cuello del útero no se está dilatando a una velocidad de medio centímetro por hora como mínimo, tu doctor quizás querrá tomar medidas para acelerar las cosas. La aceleración del parto se denomina aumento. Algunos hospitales recomiendan aumentar el trabajo de parto si el cuello uterino no se está dilatando a una velocidad de un centímetro por hora. Sin embargo, el parto de cada mujer es único y su bienestar y su decisión deben ser tenidos en cuenta cuando se considera la velocidad a la que esté progresando el parto. No es razonable insistir en que el cuello uterino debe dilatarse a una velocidad específica, aunque es importante que tenga un progreso estable.

Por qué es lento un parto?

Por todo tipo de razones. Cada persona es diferente y es absolutamente natural que una mujer tenga un parto rápido y otra mujer uno lento.

El parto puede ser lento debido a la posición del bebé, porque las contracciones no son muy fuertes o porque la pelvis de la madre no tiene la forma o el tamaño normales. Algunas mujeres nacen con una pelvis anormal o se dañan la pelvis en un accidente.

Otros partos son lentos porque la madre está muy tensa. Sentir miedo puede interferir con las hormonas que facilitan el parto. A veces, las mujeres que fueron víctimas de abuso sexual de pequeñas o incluso de adultas no pueden relajarse para dejar que nazca el bebé. Tienen terror de que sus órganos sexuales se estiren o dañen y las sensaciones del parto les recuerdan todo el dolor que sufrieron cuando abusaron de ellas.

Pero, por lo general, no se puede atribuir una causa en concreto a un parto lento. Recuerda que, casi siempre, lleva mucho más tiempo que el cuello del útero se abra los primeros cinco centímetros a que se abra los cinco restantes. Esto se debe a que, después de los primeros cinco centímetros, las contracciones se hacen más fuertes y abren el cuello uterino más rápidamente.

Desde | Babycenter

La nota fue extraida del link mencionado arriba. Si eres el autor, haz tu reclamo en ese link. Por ningun motivo modificaremos notas ya enviadas, salvo expreso olvido de link, de parte de este sitio

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás