martes, 20 de julio de 2010

Yoga Prenatal


Esta disciplina te proporcionará flexibilidad corporal y te hará sentir más serena, confiada y feliz, pero sobre todo, tendrás un contacto palpable con tu bebé.
En qué consiste la clase

Primero se realizan ejercicios respiratorios para relajarte y comenzar el fortalecimiento del vínculo madre e hijo.

Posteriormente calentamientos muy suaves para lubricar las articulaciones e inmediatamente después se realizan las asanas o posturas especiales para el cuerpo de las embarazadas, promoviendo el estiramiento de las extremidades y la espalda. Dichas posturas están sujetas a cada etapa gestacional, y así exista o no, experiencia anterior en hata yoga.

Momentos antes de finalizar la clase se realizan ejercicios de prana yama; ejercicios respiratorios con los que aprendemos a controlar la energía vital, relajarnos y prepararnos para el momento del parto.

Finalmente se descansa escogiendo cualquiera de la gran variedad de posturas.

La duración de la clase es -generalmente- de hora ú hora y media.

Los beneficios

Favorece la flexibilidad, mejora el flujo sanguíneo, incrementa tu oxigenación en general y en partes específicas como pelvis, útero y vagina; previene molestias por mala postura, alarga y fortalece los músculos incluyendo los de la base pélvica que son muy importantes, ayuda al equilibrio y producción hormonal, da estabilidad emocional, armonía, autoconocimiento y autoobservación (muy útiles para el momento del parto debido a que te dará seguridad y confianza, su práctica te ayudará a una dilatación más rápida y a que los movimientos del bebé sean más precisos).

El yoga te ofrecerá una preparación física y psicológica que serán una gran herramienta para superar cualquier malestar propio del embarazo y para conectarte de una forma más profunda y sutil con tu bebé.

Recuerda que el bebé se alimenta de tu mente, corazón y espíritu, quiérelo y ofrécele lo mejor disfrutando de esta etapa. Ríe, canta, baila, deléitate de la naturaleza y de ser posible practica ¡yoga!, te lo agradecerá siempre.

Cuándo puedo comenzar

A partir de la semana 16 y después de haber consultado a tu ginecólogo obstetra para que él determine si debes o no tomar el curso.

Desde | El Universal

La nota fue extraída del link anterior. Si tienes dudas o sugerencias sobre derecho de autor favor de remitirse a la liga mencionada con anterioridad.

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás