jueves, 7 de febrero de 2008

Por que el bebe rechaza mi leche ?


La leche materna es el alimento más completo para un bebé recién nacido, y suple todas sus necesidades, hasta los 5 o 6 meses de vida, cumpliendo a la vez un papel protector, proporcionándole al pequeño los anticuerpos necesarios para evitar enfermedades. Por otro lado, para el bebé el momento de tomar su leche puede constituir un verdadero placer, y es por ello que muchas mamás comienzan a preocuparse, en caso de que el pequeño comience a rechazarla sin ninguna explicación aparente.

Si es ese tu caso, es importante encontrar un motivo por el cual el pequeño no acepta la leche materna. Una de las razones, es que te estés alimentando con muchos condimentos y aliños, con lo cual el sabor de la leche puede adquirir un sabor desagradable para el bebé; en este caso, lo mejor es que disminuyas los condimentos en las comidas.

Otro motivo es que el pequeño comience su proceso de dentición, lo cual le provocará dolor al momento de succionar. Los dientes usualmente comienzan a salir al quinto mes, aunque en algunos casos, el primero puede salir alrededor del segundo mes. Así mismo, el dolor de oído, provocado por alguna infección, provoca dolor en las mandíbulas del pequeño, y afectará su deseo de succionar la leche. En este caso, es muy importante que el bebé sea evaluado por su pediatra para que trate la enfermedad.

ALGO QUE CONSIDERAR…

Recuerda que el estrés de la madre afecta directamente al bebé, tanto en su ánimo, como en su apetito. Es importante que estés relajada y tranquila cuando compartas con tu pequeño, sosteniéndolo de manera firme y acogedora.

Mantén una posición adecuada, donde el cuerpo del bebé se encuentre volteado hacia ti, logrando succionar tranquilo y con fuerza. Esto te evitará muchos problemas, como que produzcas menos leche o que el bebé la rechace, por costarte mucho succionar.

En caso de tu bebé rechace tu leche, el pediatra probablemente recomendará el uso de alimentos suplementarios. Para saber si es un buen suplemento, debes fijarte en la cantidad de veces que el niño hace pipí en el día, siendo recomendable unas 6 o más veces por día. También es importante observar la cantidad e veces que evacua, esperándose una cantidad de veces no menor a cuatro.

Si el pequeño no acepta el pecho materno, y no es por ninguna de las causas que hemos planteadon hasta ahora, es posible que haya llegado el momento para ser destetado. En todo caso, siempre es importante consultar al pediatra.

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás