viernes, 28 de mayo de 2010

El índice global de mortalidad infantil es más bajo de lo que se creia


El índice global de mortalidad en niños menores de cinco años parece ser mucho más bajo, con hasta 800,000 muertes menos que los últimos cálculos de UNICEF para 2008.

Estas nuevas cifras, que son resultado del procesamiento de datos numéricos realizado por los investigadores del Instituto de Evaluación y Métrica de Salud (IHME, por sus siglas en inglés) de la Universidad de Washington en Seattle, también indican que muchos países pobres están demostrando un progreso más rápido hacia el control de la oleada de muertes en menores de cinco años.

Las cifras actuales suscitan esperanzas para alcanzar los objetivos establecidos por el "Objetivo de Desarrollo del Milenio 4 (ODM 4)", que pretenden alcanzar un descenso de dos tercios en las muertes entre niños menores de 5 años de 1990 a 2015.

Un análisis estadístico previo sugirió que menos de una cuarta parte de los países del mundo estaban en camino de cumplir este objetivo. A pesar de algunos signos alentadores, la revisión actual no pinta un cuadro mucho mejor en general, revelando que sólo 31 países en vías de desarrollo y un total de 54 países de 187 en todo el mundo parecen dirigirse hacia la meta del ODM 4.

Esta observación resulta del análisis del equipo de IHME de los niveles y tendencias de la mortalidad infantil en 187 países durante el período de 1970 a 2010. Los autores se basaron en censos, encuestas, registros de nacimiento y sistemas de registro de datos de los países participantes.

Los investigadores encontraron que aunque en 1990 murieron en todo el mundo 11.9 millones de niños menores de 5 años, este número descendió, de acuerdo con las estimaciones a 7.7 millones en 2010.

Una tercera parte de estas muertes tuvieron lugar en el Sureste Asiático, hallaron, mientras que la mitad ocurrió en África subsahariana.

En las tres décadas posteriores a 1970, se produjo un descenso total de 60 por ciento en las tasas de mortalidad infantil globales, apuntó el equipo. En este mismo intervalo de tiempo, las muertes infantiles en los primeros 27 días desde el parto (periodo neonatal) y desde los primeros 28 días hasta los 12 meses (periodo postnatal) descendieron en 57 y 62 por ciento, respectivamente.

Otra tendencia positiva es que en 1970, 40 países tenían una tasa de mortalidad de más de 200 por 1,000 nacidos vivos, pero sólo 12 países alcanzaron esta marca en 1990 y ninguno cruzó este umbral en 2010. En términos generales, el descenso más rápido en el índice de mortalidad infantil se observa al parecer en América Latina y África del Norte.

Sin embargo, en un tono menos optimista, los autores encontraron que no todos los países de altos ingresos, donde los índices de mortalidad infantil son mucho más bajos que en los países más pobres, están en igualdad de condiciones, según el análisis del IHME.

Por ejemplo, aunque el Reino Unido ha experimentado un descenso de 75 por ciento en las muertes infantiles desde 1970, el país aún tiene la triste distinción de ser el país de Europa Occidental con los índices de mortalidad más altos.

Desde 1990, los índices de mortalidad infantil han disminuido en sólo dos a tres por ciento al año en los EE. UU. y Canadá, una mejora significativamente inferior en comparación con el descenso de tres a cinco por ciento experimentado en la mayoría de los países ricos.

Desde | HealthDay News/DrTango

La nota fue extraída del link anterior. Si tienes dudas o sugerencias sobre derecho de autor favor de remitirse a la liga mencionada con anterioridad.

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás