sábado, 10 de octubre de 2009

Antioxidantes, asociados a menor riesgo de parto prematuro


Bebe Espacio ROBA información de mamasybebesblog.blogspot.com <<--...

Las mujeres embarazadas que comen muchas frutas y verduras rojas y naranjas tendrían menos riesgo de tener un parto prematuro.

Un equipo de investigadores halló que entre más de 5.300 mujeres que tuvieron un hijo en uno de cuatro hospitales en Canadá, aquellas con niveles sanguíneos más altos de ciertos carotenoides eran menos propensas a haber tenido un parto prematuro.

Los carotenoides son pigmentos que le aportan color amarillo, naranja y rojo a una variedad de frutas y verduras, como los tomates, las zanahorias, los pimientos rojos, el melón y las naranjas. Actúan también como antioxidantes, es decir, protegen a las células del daño que puede generar enfermedad.

En el estudio, la mitad de las embarazadas con los niveles más altos de carotenoides en sangre era un 30 a un 50 por ciento menos propensa a tener un parto prematuro que las mujeres con los niveles más bajos de esa sustancia.

Los nutrientes protectores incluyeron al alfa y betacaroteno, los licopenos, y el alfa y betacriptoxantina.

Los hallazgos, publicados en la revista Epidemiology, no prueban una relación causa-efecto.

Existirían otros factores en las mujeres con altos niveles de carotenoides en sangre que explicarían la asociación con un riesgo menor de parto prematuro, indicó el equipo del doctor Michael S. Kramer, de la McGill University y el Hospital de Niños de Montreal, en Canadá.

Sin embargo, dijo Kramer a Reuters Health, los resultados encajan en la recomendación de comer equilibradamente durante el embarazo.

"A las embarazadas se les aconseja comer muchas frutas y verduras, de modo que nuestros resultados sobre los carotenoides promueven ese consejo saludable", dijo Kramer.

Los resultados surgen de muestras de sangre de 207 mujeres con parto prematuro; a cada mujer se la comparó con otras dos que dieron a luz a término en el mismo hospital.

Tener altos niveles de carotenoides estuvo asociado con un menor riesgo de parto prematuro incluso tras considerar varios factores que podrían explicar la conexión, como el tabaquismo materno, el peso, la educación y los ingresos.

Según Kramer, se desconocen los motivos de por qué los carotenoides ayudan a prevenir el parto prematuro. El autor sostuvo que podrían estar asociados con la protección de los efectos adversos de las toxinas ambientales, como la contaminación del aire o la exposición a las bacterias u otros agentes infecciosos.

A diferencia de lo que sucede con los carotenoides, el equipo halló que los altos niveles de otros antioxidantes en sangre, como la vitamina E, estuvieron asociados con un aumento del riesgo de parto prematuro.

Del mismo modo, las mujeres con los niveles en sangre más altos de ciertas grasas alimentarias, como las grasas insaturadas, tuvieron un riesgo más alto de parto prematuro. Las grasas omega-3, presentes en el pescado, no estuvieron asociadas con el parto prematuro.

También se desconocen las causas de esas conexiones y los resultados podrían haber sido por casualidad. Kramer dijo que los resultados aún son demasiado preliminares como para hacer cualquier recomendación.

Desde | Yahoo Salud

Stumble
Delicious
Technorati
Twitter
Facebook

0 Comentarios:

 

Mamás y Bebés Blog Copyright © 2011 Hosting para mamás